"AYUDA INCONDICIONAL."

domingo, noviembre 29, 2009

Cuando se tiene problemas con la vida real siempre es recomendable acudir a alguien que de verdad nos pueda aconsejar, sobre todo si es una persona que tiene experiencia con el prójimo.

Con esto me refiero a que uno no siempre es buen consejero, sin embargo hoy más que nunca me siento orgulloso de mi mismo. Se preguntaréis por qué razón me elogio tanto. Pues bien, todo es porque ya hace tiempo una chica-conocida del barrio- se acercó hasta la tienda de mis padres para comprar algo y de repente la noté triste y con algunas lágrimas deslizándose por su mejilla.

Ahí mismo fue cuando entablamos una charla tan íntima que cuando me di cuenta me había metido de lleno en su vida personal. Yo es que no puedo tolerar ver a nadie llorar porque mi otro yo- camuflado- se manifiesta y saca sus armas de artillería para socorrer a quien necesita ayuda.Si hubiera sido egoísta podría haber pasado de su situación ( malos tratos), sin embargo creo que actué bien.

Lo curioso de todo esto es que después de años- sí queridos compañeros / as- se vuelve a repetir la historia pero si agresiones ni nada por el estilo. Esta vez para darme las gracias personalmente por el consejo y apoyo que le ofrecí. La verdad que no creí que utilizar consejos que no tienen una experiencia personal propia pero sí de haberlo oído a un compañero fuera a ayudar a alguien.

Me sacrifiqué y lo aposté todo- a pesar de las consecuencias- para poder ayudar a esta persona. Hoy he podido comprobar los resultados gracias a sus elogios.

¿Qué conclusiones podemos sacar de todo esto?. Debo suponer que con muy poco a veces uno puede hacer feliz al prójimo. Quizás habría sido mejor no involucrarse en ello y dejar que esta otra persona se hubiera apañado.

Muchos de los que me conocen me hubieran dicho que no me metiera en nada porque luego saldría escarmentado. Creo que todos somos sabios para saber cuando debemos meter la cabeza o no según en que situaciones.

Pienso que al ayudar a un desconocido, hacemos un servicio y por añadidura , nos ayudamos nosotros mismos y todos los que nos rodean. Y digo yo, ¿ habéis hecho alguna vez algún acto solidario de ayuda hacia algún desconocido/a?
¡ Claro que si ¡ sino no seríamos personas.

Por eso mismo, y aprovechando el día del maltrato hacia la mujer- algo tarde - me sumo a este acto solidario citando entre líneas mi acto contra este comportamiento.

Para terminar os dejo con este hermoso relato de amor incondicional, de dar lo mas importante de uno hacia una persona que necesita de su ayuda.


6 comentarios:

Alfonso dijo...

Aunque hablara las lenguas de los hombres y de los ángeles, si no tengo amor, no soy más que bronce que resuena o platillos que aturden. Aunque tuviera el don de profecía, penetrara todos los misterios, poseyera toda la ciencia y mi fe fuera tan grande como para cambiar de sitio las montañas, si no tengo amor, nada soy. Aunque repartiera en limosnas todos mis bienes y aunque me dejara quemar vivo, si no tengo amor, de nada me sirve.
El amor es comprensivo, el amor e servicial y no tiene envidia; el amor no es presumido ni se envanece; no es mal educado ni egoísta; no se irrita ni guarda rencor; no se alegra con la injusticia, sino que goza con la verdad. Disculpa sin límites, cree sin límites, espera sin límites, soporta sin límites.
El amor no pasará jamás.

MIGUEL ANGEL dijo...

Qué hermoso fragmento de San Pedro.
Gracias por ello, Alfonso.

Agata dijo...

Podemos mirar hacia otro lado cuando alguien solicita nuestra ayuda.Podemos hacer oídos sordos.
Yo prefiero ser de las que salen "escarmentadas" en alguna ocasión.Eso significa que alguna que otra vez ha venido bien mi ayuda.Que yo me siento mal muchas veces y necesito que alguien me de calor.Que me diga:¿Estás bien?Sólo con eso me ayuda mucho.Me reconforta.Me hace sentir el calor humano.Siempre he escuchado de pequeña:"Eres tan malo que no das ni calor".Pues eso.

MIGUEL ANGEL dijo...

Pues eso digo yo. Y me parece bien que puedas expresar todo lo que sientes al respecto. Un saludo.

BLANCA LIBIA HERRERA CHAVES dijo...

TENDER UNA MANO EN DIRECCIÓN DE OTRA MANO... SIEMPRE VALE LA PENA... SIEMPRE HAY OTRO QUE SIN SABERLO NOS NECESITA... LE NECESITAMOS...

UN ABRAZO

MIGUEL ANGEL dijo...

Hola Blanca, de principio gracias por entrar en mi blog. En cuanto a lo que comentas, pues sí. Siempre hay alguien que necesita nuestra ayuda, ahora siempre que se actue con buena fe porque muchas veces pueden confundirla. Un abrazo.