¡ QUÉ RECUERDOS AQUELLOS !

martes, enero 05, 2010

Hola a todos/as. Hoy estando con mi sobrino y escuchando a mi madre les pude oír decir: .....mujer dále un poquito de vino para que el niño te coma más. De pronto pude recordar y rescatar de mi infancia algunas experiencias maravillosas y que debo suponer a muchos de ustedes les ha dejado marcado.

¿Quién no conoce Kina San Clemente? Supongo que a todo el mundo. Qué puedo contar que no sepan ustedes. Bueno que es un vino que ha marcado época en el consumo de las familias españolas, incluso lo mezclaban con ponche de huevo y eso era una BOMBA!!Se tomaba o se toma caliente.

Comerrrrrrrrrrrrr!!!¿Os acordaís del anuncio? Supongo que sólo los que hayan nacido en los sesenta. Yo sólo me acuerdo de cuando mis padres me decían toma esto hijo que es muy bueno para la salud. Salía un muñequito llamado Kinito, que a mi personalmente me tenia loco y ahora después de tanto tiempo me trae gratos recuerdos.

Entrañables aquellos anuncios de televisión que con pegadizas canciones, Kinito nos presentaba la Kina San Clemente. Un producto que sin duda alguna, ha formado parte de nuestras vidas

Recuerdo que mi madre me decia, e incluso mi abuela que lo tomara porque la quina se daba a los niños/as que tenían poco apetito, un vasito a la hora de las comidas.

Kinito fue uno de los personajes más populares de los años 60. Era un niño, algunas veces vestido de tuno, que decía eso de “Da unas ganas de comerrrrrr…”, frase que pasó a formar parte del lenguaje popular. Todavía recuerdo las veces que esperaba a que se acabara la botella para que mi madre comprara otra. No es porque me gustara, sino mas bien porque le recortaba el emboltorio para enviarlo por correo y así conseguir otro muñequito.

Aun recuerdo el sabor, más rico. Era y es una bebida aromatizada dulce, de color oscuro con reflejos rojizos. Tiene un sabor suave y caramelo que no lo anula el sabor de la quinina que es amargo, es de sabor largo y duradero.

Creo recordar, antiguamente se daba con una yema de huevo a lo enfermos del pulmón y a los que no comían bien, para que se alimentaran y se recuperaran y me parece que no hay nadie que no haya oído hablar de ella.

Lo que si está claro es que lo bueno y natural siempre se hace querer.



Felices reyes a todos/as.

17 comentarios:

Alfonso dijo...

Pero ¿qué edad tiene usted, caballero? Con tanta afición a la gastronomía y sus conocimientos con los vinos aperitivos, debe tener usted una protuberante barriguita jeje.
Yo tomaba quina Santa Catalina, en vez la de quinito, mucho más laica y profana. Aunque prefería el lingotazo de Marie Brizard que me daba mi tía antes de entrar en el colegio los días de invierno, y me quitaba el olor a leche de vaca, que llevaba encima cuando venía del campo.

MIGUEL ANGEL dijo...

je, je, je. Yo no hablaría de edad sino más bien de experiencia. Felices reyes.

MAMÉ VALDÉS dijo...

En mi casa no se tomaba Quina San Clemente, ya que en Chipiona teníamos el Moscatel, que era la misma "medicina", y nada todas las mañanas la mar de contento para el colegio y sino las uvas en aguardiente en los días de mucho frío, como para no tener el cuerpo hecho a todo, un saludo y Feliz Año Nuevo.

MIGUEL ANGEL dijo...

No si en mcuhos rincones de Andalucía cada lugar tenía sus remedios y costumbres.

BLANCA LIBIA HERRERA CHAVES dijo...

TENÍAMOS UNA VECINITA... QUE SIEMPRE RECOMENDABA A MAMÁ PONERNOS CLARA DE HUEVO EN LAS PIERNAS PARA FORTALECERLAS... Y POR SUPUESTÍSIMO QUE RECORDÉ CON TUS PALABRAS A LOS NIÑOS CON LAS COPITAS CHIQUITITAS DE CHERRYNOL EL DÍA DE SU PRIMERA COMUNIÓN... O LOS "ASQUEROSOS" REMEDIOS CONTRA LAS LOMBRICES... JAJAJJA GRACIAS POR HACERME QUE RECUERDE...

UN ABRAZO Y FELIZ DÍA...

Agata dijo...

Yo la he probado de pequeña.Mi madre me daba también unas vitaminas que venían en una ampolla marrón con dos puntas.Qué fea estaba la vitamina...cachindiez.
En Alemania a los niños les daban otra cosa...decían que por el frío.Mi madre no me lo daba porque no se fiaba de los alemanes en ese aspecto.Decía que no me iba a despertar si lo hacía.

MIGUEL ANGEL dijo...

Vitaminas ¡¡¡ ufff. Nanai. Yo no las quiero ni ver. A un vecinito de mi casa cuando era pequeño le hicierón tomarlas y hoy es discapacitado mental porque al parecer el medicamento le ocasionó un descontrol hormonal.

MIGUEL ANGEL dijo...

No hay de que Blanca. Esto siempre sirve para poder rescatar bonitos o malos recuerdos de nuestra infancia que nos han dejado un legado y que cuando hay ocasión pues lo contamos.

Maripaz Brugos dijo...

Yo he nacido unos cuantos años antes que tú, pero recuerdo perfectamente a Kinito...

Tambien mi madre,me hacia tomar una copita para las ganas de comer.Era una niña delgaducha...pero lo peor era el aceite de higado de bacalao. Sabía a demonios!!
Muy simpático post, que me ha hecho recordar.
Feliz Año Nuevo!!

Un abrazo

Amig@mi@ dijo...

Agarrateeeeeeeeeeeeeee!!!!!!
Yo la tomo casi cada día. Un chupito helado antes de comer, y no es por el apetito, ni por que me guste darle al frasco, es que cuando me quedé embarazada de mi hija mayor, me dijeron que la tomara porque es fuente de hierro y de hecho en Baza, en donde vivía entonces es costumbre regalarsela a embarazadas por la anémia y parturientas para hacer buena leche...
Y YO NUNCA TUVE ANÉMIA.
jaja, la venden en Carrefour ;)
Besos

MIGUEL ANGEL dijo...

Maripaz, es increible lo de recuerdos que podemos rescatar con tal sólo mencionar algo del pasado.
Un besote.

MIGUEL ANGEL dijo...

Amig...pues si es así me temo que yo tambien pienso buscarla en el super porque la verdad se hecha de menos su sabor. Un saludo.

SOMMER dijo...

A mi me daban moscatel para mojar las galletas. Comer no se si comía, pero andaba toda la tarde con medio pedo....

MIGUEL ANGEL dijo...

Por lo que leo mucha gente tomaba moscatel como remedio para muchas cosas. Quizás lo pruebe para averiguar que sabor tiene. Un saludo y Feliz Año.

Mª Dolores dijo...

¡Qué recuerdos! Anda que no tomé yo Quina Santa Catalina ... y quina San Clemente ( se ve que poniéndoles nombres de santos no "dábamos positivo"). He visitado tu blog y me ha gustado mucho. Te seguiré leyendo.
Un saludo

MIGUEL ANGEL dijo...

Gracias M. Dolores. Es un placer poder concerte.Saludos.

Marina dijo...

jajajajajajajajaaja.

Yo era una "comicle" y he tomado botellas y botellas de Quina Santa Catalina...comer no comía, pero me iba más contenta para el cole jaajajaja.

Miguel Angel, aunque creas que es fácil decirlo, sé que pronto trabajarás... ¡Alguien tiene que sacar las plazas, aunque pocas! ¿por qué no tú? ¡¡Venga, a estudiar"

Un beso compañero.